Ir al contenido principal

El estribillo de una antigua canción

Como fragmentos desperdiciados,
de un puzzle jamás armado,
con indiferencia fue apartado,
a un cajón viejo y olvidado.

Sustituido, reemplazado,
se sintió invisible al corazón amado.